LA ESPONJA DE ALEJANDRO MAGNO

Una de las reliquias más codiciadas ha sido la Esponja de Alejandro Magno. Cuentan que Alejandro después de cada batalla y para quitarse la sangre de sus enemigos, muertos en batalla, usaba una esponja natural del mar. Esta esponja se fue impregnando de la sangre de sus enemigos y no tardó en que Alejandro se volviese supersticioso, asociando su energía y vitalidad en la lucha al hecho de lavarse con la esponja.

Hemos recibido información, sobre su posible localización. Necesitamos formar con premura un equipo de caza-reliquias.

¿ Te atreves a formar parte de nuestro equipo y recuperarla ?